Sa Punta

Otro de los restaurante donde pudimos disfrutar de una maravillosa velada en Mallorca, no tanto por el sitio sino por la perfecta compañía con la que contaba.

Además, siempre es bueno llevarse un desengaño para saber valorar más las cosas…

Adjunto la web del local para saber la dirección “http://www.restaurantesapunta.es/” no sea que alguien cometa el error de ir.

Realmente la decepción fue mayor por las expectativas que llevábamos. En primer lugar el local era muy grande, espacioso, lleno de camareros, buenas mesas y nos dejaron elegir nuestra ubicación entre dos mesas cada a un lado distinto de la cala. Nos decantamos por la mesa más grande. El local prometía por las vistas la verdad y el nivel que se veía.

2013-07-13 21.33.17

Esta es la mesa que nos dieron y que nos empezaron a montar, no se puede decir que no estaba ubicada en un sitio impresionante.

2013-07-13 21.57.07

Esta es nuestra cara cuando vemos que no hay forma de que nos traigan nada de comida. Más de 10 minutos para recibir las cartas, más de 15 minutos para que nos tomaran nota, más de 30 en que nos trajeran algo de comer. Por dios que había un carpaccio entre los primeros platos!!!!! Por cierto, no se si os habéis fijado pero en la primera foto hay sol y en la segunda no…

Los entrantes fueron escasos y muy discretos.

2013-07-13 22.18.40

La parrillada de verduras rozaba la indecencia por su ausencia de gracia, salsa, cantidad y lo más importante ni el queso que decía la carta que llevaba tenía!!!!

El carpaccio vulgar, sin gusto e ínfimo.

El plato recomendado por la casa era una ensalda que podría aprobar si no fuera porque al estar rodeada de tanta mediocridad siento que perdí la noción del gusto.

El vino fue de lo poco que alegro la noche, una recomendación de Lluis de las tierras mallorquinas. Eso sí, el precio estaba picado en un 400%. Algo que le quitaba las ganas a uno de pedir ninguna botella.  El camarero que nos sirvió el vino tuvo la brillante idea de venir a la mesa sin copas y una vez lo abrió los tres le preguntamos angustiados ¿cómo quiere que lo bebamos?  Patético.

2013-07-13 22.00.13+

El plato principal, supuestamente especialidad de la casa, era chuletón de buey a la piedra. Tengo que reconocer que la carne, aunque con bastante grasa, estaba muy sabrosa y tierna. Fue lo único que salvaría de la comida que nos sirvieron en la mesa. Eso sí, para no dejar la línea de toda la comida la guarnición ridícula al más no poder, unas tristes verduras.

Aquí podéis ver que al menos nos reímos un buen rato.

IMG-20130722-WA0004 (2)

De postre intentamos que nos ofrecieran algún tipo de variado para poder probar algo y la verdad es que fue una estafa tremenda. Tres postres prácticamente iguales, sin ninguna gracia, todos basado en crema y cítrico, con lo fácil que era sacar algo variado. Pues nos cobraron 22,5 euros por el postre. Lo que cuesta una comida en muchos restaurantes. Otra de las estafas del día y que nos dolió en el alma fue pagar 6,5 euros por botella de agua sin que nos avisaran que era tan cara.

IMG-20130722-WA0003

La cuenta ascendió a 178 euros. Lo cual me parece un robo a mano armada sin ningún tipo de dudas.

2013-07-14 01.34.45

Pero lo peor del local no fue al comida, que mala lo era un rato, sino el servicio. Reconozco que yo me fijo más en el servicio que en otras cosas pero es que ninguno de los tres podríamos creer lo que veíamos. En total creo recordar que nos sirvieron más de 7 personas, en ningún momento supimos quien era nuestro camarero, quien era el responsable o a quien podríamos quejarnos de que la comida no era buena, que todo era muy lento y que las cosas no iban bien. En un momento determinado de la noche, uno de los camareros nos escuchó comentando la cena y nos atacó directamente a los tres con la frase “¿no les gusta el servicio? y claro, yo no quería enredarme en una discusión, prefería hablar con el responsable, pero como fue un cobarde nunca se presentó, el camarero acabó riñéndonos por no entender que era un restaurante.

Podría ejemplificar durante páginas todos los fallos del servicio, pero lo que más me molesto es la sensación de abandono que tuvimos, a punto estuve de tirar cubiertos al aire para que me mirará alguien y eso que cuando estábamos en los segundos platos podríamos ser perfectamente la única mesa que comía en el restaurante.

Cuando salíamos y pagábamos una cuenta que en todo momento nos pareció desproporcionada, el supuesto cajero, maitre, dueño, responsable o último mono (imposible saber quien es quien en ese local) me devolvió mal el cambio. 20 euros a mi favor, que automáticamente devolví, quise hacerle una crítica constructiva para hacerle ver nuestro desconecto pero nadie nos hizo caso. Al llegar a casa mandamos dos mails al restaurante, los cuales 10 días más tarde aún no han tenido respuesta y publicamos dos críticas en la página de “tripadvisor ” que tan bien lo recomendaba. Qué grande mi sorpresa al ver que no han publicado ninguna de nuestras críticas, lo que me hace perder la confianza en una página que veta las opiniones cuando en ningún momento escribimos ninguna ofensa.

Valoración del restaurante:

Local: 8/10

Comida: 3,5/10 Todos los puntos son de la carne, pero no vale la pena ir a comer sólo eso.

Servicio: 1/10. De los siete personajes que se acercaron a nuestra mesa había un chico muy joven, con mucho miedo pero con muchas ganas de aprender que se merece al menos llevarse un punto.

No recomendaría NUNCA este restaurante a nadie.

Anuncios